trainspotting. Irvine Welsh

Trainspotting merece un caso de estudio aparte. Primer aviso al lector… no vayas a empezar esta novela si no estás dispuesto a leer cosas desagradables: leer Trainspotting sin sentir en varios momentos cómo se te encoge el estómago puede ser similar a ver una película de Lynch y enterarte de algo, o a intentar leer a Murakami y que no sufras una embolia.

Nos encontramos con un grupo de amigos de los bajos fondos de Leith, inmersos en una crisis social que a los que hemos vivido en España esta segunda década del s. XXI no nos resultará desconocida del todo: no hay trabajo para la juventud, no ven salida a este problema. La droga, la prostitución o el SIDA son algunos de los problemas que están a la orden del día. Nuestros personajes combaten el tiempo con su adicción a la heroína o el speed, bebiendo sin parar en los pubs e ideando robos y chanchullos para salir adelante.

“El caballo es una droga honesta, porque te arranca todas esas ilusiones de las que llenas tu vida para convencerte de que todo carece de sentido”

Nos encontramos ante un libro bastante difícil de leer. No sólo por sus partes desagradables, sino porque se presenta como una colección de relatos cortos casi independientes, narrados cada uno de ellos desde el punto de vista de alguno de los protagonistas. Sobre todo al principio cuesta bastante trabajo seguir el hilo narrativo, hay muchos puntos del libro en los que no sabes exactamente cual de los personajes está narrando la historia… hasta que te acostumbras a ellos. Cada uno tiene su propia forma de expresarse, sus manías, y terminas queriendo a todos y cada uno de los personajes. Vale, son unos descerebrados, pero son TUS descerebrados.

trainspotting de irvine welsh

Imposible no sentir empatía por Renton, Spud, Tommy, Sick Boy o Begbie (vale, estos dos son unos cabronazos con todas sus letras) y compañía. Welsh ha hecho un trabajo exquisito de construcción de personajes. De hecho, mi opinión personal es que son tan creíbles que por fuerza tienen que estar basados en personas reales del entorno del escritor. O eso, o estamos ante una mente privilegiada en ese sentido, y el autor debe haber consumido tantas drogas que dudo que sea así.

“La sociedad inventa una lógica falsa y retorcida para absorber y canalizar el comportamiento de la gente cuyo comportamiento está fuera de los cánones mayoritarios. Supongamos que conoces todos los pros y los contras, sabes que vas a tener una vida corta, estás en posesión de tus facultades, etc, etc… pero sigues queriendo utilizar el caballo. No te dejarán hacerlo, porque lo verían como una señal de su propio fracaso.”

La novela fue adaptada al cine por el director británico Danny Boyle. Autor después de cintas tan destacadas como Slumdog Millionaire o Trance. Aunque la película se convirtió rápidamente en un fenómeno de culto, no deja de ser un resumen del libro. Se salta a la torera personajes tan geniales como Segundo Premio o Tommy (que aunque salga en la peli, no tiene nada que ver con el del libro). Si eres fan de la película, seguro que te quedaste con ganas de más. Pues la buena noticia es que hay más, y se encuentra en esta novela.

En resumen. Aunque es una obra no apta para todos los estómagos y difícil de leer, no te arrepentirás si te embarcas en la aventura de hacerlo. Novela cortita, de apenas 300 páginas en papel, y formada por relatos cortos independientes, anímate a leerla, porque como dijo una revista escocesa en una de las críticas literarias más cortas y geniales de siempre: “Esta novela merece vender más ejemplares que la Biblia”.

Esta novela se convirtió en uno de los acontecimientos literarios de la última década. Fue rápidamente adaptada al teatro y luego llevada a la pantalla por Danny Boyle, uno de los jóvenes prodigio del cine inglés. Sus protagonistas son un grupo de jóvenes desesperadamente realistas, habitantes del otro Edimburgo, el que no aparece en los famosos festivales, capital europea del sida y paraíso de la desocupación, la miseria y la prostitución, embarcados en una peripecia vital cuyo combustible es la droga.
– Trainspotting –

¿DÓNDE PUEDO COMPRAR TRAINSPOTTING?

comprar en Amazon

Comentarios